Pages Navigation Menu

Siendo humano con los humanos del mundo

human rights

Hoy se conmemora el Blog Action Day 2013, motivo por el cual he escrito algo un poco diferente, pero bien enfocado para lograr un cambio positivo, el tema de este año han sido los derechos humanos, así que aquí lo dejo para que lo disfruten.

A nivel mundial estamos viviendo una era de cambios sin precedentes delimitada por cuatro factores específicos: el avance tecnológico, la economía, el cambio climático y la inseguridad.

El avance tecnológico está dando paso a un nuevo tipo de sociedad mucho más comunicada, más organizada y con un mayor acercamiento al reclamo general, lo cual ha desencadenado un mayor número de movimientos sociales a lo largo y ancho del mundo con el estandarte común de mejoras en los derechos inalienables de una sociedad con menos oportunidades y mayores cargas económicas.

Lo anterior viene muy acompañado de un problema económico mundial por los malos manejos de los recursos y la desestabilización proveniente de una era de apariencias en las cuales el bombardeo mercadológico llevó a la falsa creencia popular de que para tener una vida plena era necesario gastar más de lo necesario en cosas innecesarias, mientras que por otro lado la riqueza se fue concentrando en pocas manos sin implementar políticas públicas de calidad en beneficio de los menos favorecidos.

El cambio climático como una realidad que cada vez muestra más y más comúnmente la fuerza de la naturaleza que reclama sus espacios ocupados por un irracional crecimiento de la mancha urbana que ha ido ocupando cada vez más espacios naturales, eliminando áreas verdes fundamentales para el equilibrio ecológico, lo cual ahora está rompiendo con los ciclos milenarios de la agricultura y quitando la vida de un gran número de personas.

Por último la inseguridad como una problemática derivada de la falta de cultura humanitaria en la cual problemas sociales como el narcotráfico, el racismo, la envidia cultural y el intervencionismo desmedido han generado un clima de terror entre buena parte de la población mundial, existen lugares que han tenido que ser deshabitados por un clima de inseguridad, hay miles de personas que han perdido la vida por una lucha sin cuartel contra la delincuencia y algún régimen gubernamental.

¿Qué estamos esperando? ¿Qué está ocurriendo? ¿Por qué no nos damos cuenta que hay gente como nosotros que está en situaciones menos favorecidas y que es hora de actuar?

22205_pobreza-4_big

Pero mi gente, la realidad es que para actuar no se necesita salir a las calles a protestar contra un gobierno, se trata de hacer que las cosas sucedan, se trata de dejar de ser indiferentes y aceptar que mucho del cambio que podemos hacer requiere solo un poco de nosotros mismos.

Es momento de dejar el pensamiento individualista y tratar de abrir los ojos, de aquellos menos favorecidos, ¿Cómo hacerlo? Muy simple, ajustemos un poco nuestra vida y de manera desinteresada hagamos algo por los demás.

Empecemos por nosotros mismos a reconocer que todos en este mundo somos iguales, hemos nacido bajo el mismo proceso biológico y en consecuencia estamos abiertos a obtener y recibir los mismos derechos y las mismas oportunidades, a partir de ahí abre un poco más tu perspectiva de influencia y trata brindarte a ti mismo en positivo.

Estoy convencido que en el momento que dejamos de preocuparnos solo por nosotros mismos y por nuestra esfera de vida, la energía que aportamos a los demás se nos regresa, dar un poco de nosotros a favor de los demás es alimentarnos de energía positiva que está fluyendo alrededor de los demás y marcando diferencias.

Hoy más que nunca estoy convencido que tenemos la capacidad de tratar a los demás como iguales, a buscar el mayor beneficio en pro de nuestros semejantes y sobre todo pugnar por evitar la discriminación en nuestro mundo. El derecho a una vida digna y de calidad debe ser equitativo para todos, así que no esperemos que las cosas se resuelvan solas es momento de ser parte de la solución y no del problema.

Los Derechos Humanos son aplicables para todos, son inalienables, pero ¿De qué sirve tener esos derechos si no hay posibilidad de aplicarlos? ¿Cómo pensar en vida digna si no se hace siquiera lo mínimo por abrir canales de oportunidad? Esta es la reflexión, tal vez estás en posibilidad de hacer algo bueno por alguien más, encausar una vida a favor de un desarrollo positivo, ¿Lo has valorado?

¿Has pensado en esa posibilidad?

Mi Análisis Realista del día de hoy es: En este “Blog Action Day 2013” he podido reflexionar un poco más allá de lo que siempre hago, tal vez sea momento de regresarle a la vida un poco de lo mucho que nos ha dado en beneficio de los menos favorecidos, no esperes mucho ¡Actúa ahora!

Omar Carreño

155x250bad13bloggerbadge-es

Si te ha gustado esta entrada, te invito a que recibas Análisis Realista en tu correo electrónico, para suscribirte sólo tienes que dar clic aquí.

Sígueme en Twitter:@OmarBlogAR

 

Fotografía  de Stock.XCHNG

 

 

 

 

One Comment

  1. Yo creo en la ayuda Omar. Pero no sólo en la ajena, también en la propia, en la que uno mismo se da. Y uno habría de pensar siempre antes que ninguna en la ayuda propia.
    Una cosa es ser desfavorecido por haber nacido en un lugar con unas condiciones de vida terribles, y otra es ser desfavorecido por no haber hecho nada por mejorar las propias condiciones de vida.
    Creo en la ayuda, pero no en la ayuda sin condiciones. Creo en la ayuda que exige esfuerzo, y voluntad de mejorar.
    Un saludo.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *