Pages Navigation Menu

Minimalismo: No se trata sólo de pertenencias materiales

Tras muchas conversaciones que he sostenido con algunas personas referentes a llevar un estilo de vida minimalista, me han comentado que no les es factible hacerlo, toda vez que les cuesta mucho desprenderse de sus posesiones materiales.

Considero que el proceso para llevar a cabo un cambio sustancial en nuestra vida es algo paulatino, además de que en mi experiencia el Minimalismo No se trata sólo de cosas.

El estilo de vida minimalista, tiene su fundamento en eliminar aquellas cosas materiales que saturan nuestro espacio y que nos generan una acumulación importante de artículos que realmente no ocupamos y están ocupando un lugar en nuestra vida, pero empezar a sacar nuestras pertenencias muchas veces es complicado, lo sé por experiencia propia.

Pero desde mi concepción el Minimalismo no sólo se aboca a disminuir nuestras pertenencias, esto es una consecuencia lógica de lograr algo mucho mayor que es enfocarnos en lo importante.

Disminuir nuestras posesiones personales tiene por objeto deshacernos de aquello que no ocupamos para generar el espacio necesario para aquellas cosas que en verdad tienen utilidad y sentido en nuestra vida.

En este orden de ideas debemos considerar que para poder enfocarnos en lo importante, debemos disminuir aquellos ámbitos en los que nos saturamos de manera inconsciente, como por ejemplo compromisos, actividades extraordinarias, tareas innecesarias y en general todo lo que nos limite para conseguir enfocarnos en nuestros aspectos importantes.

He visto que para muchas personas el hecho de acumular responde a la necesidad de evitar la sensación de carencia, y por eso mantienen un apego muy fuerte con las cosas que poseen, sin embargo cuando empezamos a experimentar la sensación de libertad que nos brinda empezar a disminuir aspectos ajenos al material, nos podemos ir dando cuenta que esta misma libertad se puede percibir en los bienes materiales.

Hay recuerdos, cositas o “chácharas” que en verdad no tienen ninguna utilidad práctica y sin embargo se vuelven parte de nuestra vida, están ahí y nos sentimos tranquilos por si “alguna vez” las volvemos a ocupar, sin embargo esto no acontece y con el paso del tiempo llegamos incluso a olvidar que las tenemos.

Muchas veces pasamos desapercibidas las cosas que se vuelven parte de nuestro entorno cotidiano, si dejas un papel en tu escritorio y no lo utilizas, este puede quedarse ahí por mucho tiempo y no lo levantarás, porque se vuelve parte de tu “decoración inconsciente” aunque sabes que dicho papel tiene un lugar determinado, si no lo acomodas pronto, puede quedarse ahí mucho tiempo, esto ocurre en prácticamente todos los ámbitos de nuestra vida.

La esencia del Minimalismo radica en poder simplificar nuestra vida, disminuir todo aquello que cause un ruido innecesario en ella y que no constituye una herramienta fundamental para llevar a cabo nuestras actividades más importantes y lograr metas más allá de las materiales.

En virtud de lo anterior, hoy quiero proponer un ejercicio, empieza a organizar tu vida en todos sus ámbitos, valora si en verdad necesitas todo lo que te rodea o en verdad disfrutas de todo lo que haces, si no es el caso, poco a poco comienza a eliminarlo de tu vida, haz una lista de todo aquello que realizas y analiza si todo es imprescindible o si todo te ayuda a llegar a aquello que has definido internamente como importante para ti.

Si eres de aquellos a quienes les cuesta trabajo incorporar el Minimalismo por el apego que le tienes a tus cosas, te invito a que pruebes con estos ejercicios que te ayudarán a empezar a experimentar la libertad de una vida con menos, en la que menos es más:

  • Elimina aquellos programas en tu computadora que nos has usado recientemente.
  • No compres algo que no necesites, resiste unos cuantos minutos y reflexiona si no tienes ya lo que vas a comprar.
  • Empieza a ser más selectivo con tus compromisos.
  • Aleja de tu vida aquellas personas que son destructivas para ti.
  • Descarta comprometerte a más cosas de las que puedes atender, enfócate en lo importante.
  • Empieza a valorar las cosas más simples de la vida y de la naturaleza.
  • Modifica tus hábitos de consumo, vuélvete más racional al momento de adquirir.
  • Organiza tus espacios, limpia tu cuarto, tu casa, tus armarios, tu centro de trabajo y encontrarás cosas que ya no tienen utilidad en tu vida.

En términos generales el Minimalismo no es nada más deshacerte de tus cosas, es implementar hábitos que mejoren tu vida y que te ayuden a descartar aquello que solo te satura, aprecia aquello por su justo valor, pero no te vuelvas dependiente de tus cosas, disfruta de la vida y de las cosas que realmente importan. No te presiones, poco a poco irás organizándote mejor y te darás cuenta que lo material no es fundamental en tu vida.

Mi Análisis Realista del día de hoy es: El Minimalismo no es sólo disminuir las pertenencias materiales que poseemos, es incorporar hábitos que nos permitan llevar a cabo una limpieza general de todo aquello que nos sature y que nos limite a enfocarnos a aquello que es importante para nosotros.

Omar Carreño

Si te ha gustado esta entrada, te invito a que recibas Análisis Realista en tu correo electrónico, para suscribirte sólo tienes que dar clic aquí.

Sígueme en Twitter.

Artículos Relacionados

Siete criterios minimalistas para mejorar tu vida

5 Aspectos Fundamentales del Minimalismo

Momentos en el Minimalismo

14 Principios Minimalistas para llevar una vida mejor

Fotografía de Stockvault

15 Comments

  1. Excelente Omar!

    Sumándome al sentido “extra-material” del minimalismo y aprovechando los conflictos que están sucediendo en Oriente y los cambios y catástrofes naturales presentes en nuestros días, insistiría en aplicar especialmente el minimalismo al consumo energético. Desde el uso de la electricidad o el agua de casa hasta el gasto excesivo de combustible, incluso teniendo en cuenta el gasto energético que requiere la fabricación de ciertos productos que compramos, deberíamos minimizar el impacto natural y medioambiental que provocamos.

    Como dices, el minimalismo no es sólo cuestión de materia. También de naturaleza 🙂

    Un abrazo friend!!

    • Hola Robert,

      ¡Muy interesante tu reflexión! En verdad no podemos hacernos de los ojos pequeños ante lo que ocurre en el mundo y ciertamente creo que el problema ambiental debe ser una prioridad para nosotros que cada día tenemos mayor posibilidad de llegar a otras personas y hacerles ver la importancia de cuidar nuestro mundo.

      La mejora en nuestra vida también implica conectarnos con la naturaleza y disfrutar lo que ella nos aporta, en este sentido es sumamente importante cuidar de todo lo que la constituye, no podría estar más de acuerdo contigo.

      Mil Gracias por tu comentario,

      Saludos,

      Omar Carreño

  2. Hola Omar,

    Creo que muchos caemos en ese error.

    Nos quedamos con la idea de que minimalismo es minimizar las cosas, las posesiones materiales, pero detrás hay mucho más.

    Tras leer tu artículo me he dado cuenta que tengo algo de minimalista. No he conseguido desprenderme de cosas, pero si que tengo muy claro que los momentos de calidad no requieren de cosas materiales, me los da mi actitud y mis ganas de disfrutar de lo importante, de mis vivencias.

    Sin pretender seguir la idea del minimalismo, resulta que he cambiado muchos hábitos en mi vida que me acercan a él.

    * Miro lo que compro, y me centro en lo que necesito.

    * Procuro alejarme de las personas que trasmiten una energía negativa y cambio los pensamientos que me hacen daño por pensamientos positivos que me hacen disfrutar más de cada momento.

    * Estoy dando importancia a lo que la tiene y trato de no preocuparme de aquello en lo que no puedo influir.

    En fin que mi forma de vivir la vida resulta que tiene mucho en común con el minimalismo.

    Al final, da lo mismo como se llame, lo importante para mi es que me siento más feliz, y disfruto más de la vida.

    Un saludo,

    Inma.

    • Hola Inma,

      Creo que has dado en el punto exacto, no importa cómo le llamemos, el punto es que estamos haciendo algo por nuestro entorno y estamos evitando la saturación en nuestra vida, a mi me gusta darle un nombre y apellido a las cosas que experimento y definitivamente el Minimalismo Existencial como estilo de vida me permite encontrar un equilibrio sumamente necesario.

      ¡Excelentes tus consejos!

      Mil Gracias por tu comentario,

      Te mando un saludo

      Omar Carreño

  3. Hola Omar,

    Excelente reflexión, me recuerda un poco de lo que compartimos en días pasados: enfocarnos en lo que es importante, que es algo de lo que a mi me gusta hablar siempre pero que en un mundo como en el que vivimos, de verdad cuesta hacerlo.

    Pero nunca es tarde y el ejercicio que propones me parece que es un buen comienzo.

    Un abrazo,

    Joan

    • Hola Joan,

      Pues precisamente la inspiración vino de esa reunión y de una conversación previa que tuve con otro amigo, creo que todos podemos ser Minimalistas en el punto en el que reconozcamos que esto es importante y necesarios para llevar un mejor estilo de vida.

      Coincido contigo en que nunca es tarde para realizar los cambios necesarios para mejorar nuestra vida.

      Mil Gracias por tu comentario amigo,

      Te mando un abrazo.

      Omar Carreño

  4. Hola Omar.
    Como ya lo he platicado contigo, estoy empezando a aplicar el minimalismo en mi vida personal y profesional.
    Lllevo 10 días al día de hoy aplicando el proyecto 333 y de inmediato se siente un cambio, al menos mi espacio se ve y refleja más orden (en realidad no he sido desordenado en mi vida) pero siempre hay áreas de mejora y aspectos que se aprenden con la práctica, llevarlo a acabo es de mucho beneficio; abre tu mente, te relaja y motiva para poner primero lo primero, es decir lo más importante (es un concepto de los 7 hábitos).
    Saludos.

    • Hola Virgilio,

      Tienes toda la razón, en el momento en que uno empieza a hacer pequeños cambios se sienten mejoras inmediatas, es un forma muy positiva de llevar a cabo la evolución que nos permita encontrar un equilibrio entre lo que necesitamos y lo que en verdad constituye un capricho.

      El orden y la libertad por no tener que estar pensando en qué hacer con las cosas que acumulamos es uno de los más grandes beneficios de un estilo de vida minimalista.

      Mil Gracias por tu comentario amigo,

      Te mando un abrazo,

      Omar Carreño

  5. Hola Omar,

    Sin palabras. Un resumen estupendo de lo que es el minimalismo de verdad, más allá de números y sin centrarse en un materialismo.

    Un saludo!

    • Hola Chris,

      ¡Caray! Tus palabras me dejan impactado, me da gusto que lo veas desde esa perspectiva y entonces me siento más contento porque en verdad te quedaste con lo mejor del mismo.

      Mil Gracias por tu comentario,

      Saludos,

      Omar Carreño

  6. ¡Hola incansable Omar!

    Excelente la reflexión de hoy y asi mismo las aportaciones que han hecho en los comentarios.

    No se puede hablar lo suficiente de abandonar el estar saturados de eventos, objetos y personas que no agregan a nuestra vida y vivencias.Hay que aprender a vivir con lo que se necesita, no con loque se desea.

    ¡Abrazos de amigo en el norte!

    • Hola Ricardo,

      ¡Exacto! Si alcanzamos a controlar nuestros deseos entonces tendremos la oportunidad de enfocarnos en lo importante y de esta forma sentirnos mucho más identificados con lo que en verdad queremos para nosotros.

      Mil gracias por tu comentario amigo,

      Un Abrazo desde la Ciudad del Tránsito eterno.

      Omar Carreño

  7. wow, que curada me hiciste reflexionar mucho, llevo 7 anos de depresion que me ha dejado sin autoconfianza pensando en el significado potencial de las tres palabras clave, ANIMO HECHALE GANAS (o ganitas) Y PON DE TU PARTE, mi cuarto lleva todo ese tiempo de acomule y tengo tanto pavor de desentranar las cajas y las bolsas. solo espero que el minimalismo me lleve al camino de la comprension, de que el caos es un orden que aun no entendemos. si algun voluntari@ puede darme alguna sugerencia de como puedo superar el miedo de ir a buscar trabajo, despues de 7 anos de estar literalmente en los 300 metros cuadrados de mi casa, asi como en auto arraigo domiciliario, ya anhelo tanto ser productiva mi correo incomprometida@live.com

  8. Me encanta tu blog, lo sigo y lo recomiendo.

    • Hola Noemí,

      Me encanta el hecho de que te encante y por favor no dejes de comentar, critica, encuentra los errores, en verdad esa es la finalidad que todos crezcamos juntos de la mano y tus recomendaciones están más que agradecidas.

      Te mando un gran saludo,

      Omar Carreño

Trackbacks/Pingbacks

  1. Los Favoritos Para Leer y Comentar de Me Suena Familiar #2 « Me suena familiar - [...] “Minimaliso: No se trata sólo de pertenencias materiales” de “Análisis Realista” [...]
  2. La verdadera recompensa | ANÁLISIS REALISTA | Productividad y minimalismo - [...] Minimalismo: No se trata sólo de pertenencias materiales [...]
  3. Cómo vivo el Minimalismo | ANÁLISIS REALISTA | Productividad y minimalismo - [...] Minimalismo: No se trata sólo de pertenencias materiales [...]
  4. Allégate de los básicos | ANÁLISIS REALISTA | Productividad y minimalismo - [...] Minimalismo: No se trata sólo de pertenencias materiales [...]
  5. Conviértete al Minimalismo y mejora tu vida | ANÁLISIS REALISTA | Productividad y minimalismo - [...] Minimalismo: No se trata sólo de pertenencias materiales [...]
  6. 10 ventajas realistas sobre el minimalismo | ANÁLISIS REALISTA | Productividad y minimalismo - [...] Minimalismo: No se trata sólo de pertenencias materiales [...]
  7. Evita la saturación en tu centro de trabajo | ANÁLISIS REALISTA | Productividad y minimalismo - [...] Minimalismo: No se trata sólo de pertenencias materiales [...]
  8. Trata de evitar la tentación | ANÁLISIS REALISTA | Productividad y minimalismo - [...] Minimalismo: No se trata sólo de pertenencias materiales [...]

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *