Pages Navigation Menu

La Teoría de la Mochila Vacía

Hay momentos en los que el conocimiento te llega en el momento oportuno, o cuando puedes valorarlo en su justa medida, este fin de semana tuve la oportunidad de ver una película protagonizada por George Clooney denominada Up in the air.

En este filme el protagonista hace referencia a una idea que hoy quiero compartir con todos ustedes desde un enfoque minimalista, a través de diversos sucesos uno descubre que él brinda ciertos cursos de motivación mediante la teoría de la mochila vacía.

¿En qué consiste? Principalmente en que se imaginen una mochila, de las que hoy se conocen como Backpack, y se la cuelguen normalmente de los hombros, a continuación a esa mochila “mágica” le vamos a meter nuestros problemas laborales, nuestros problemas personales, los problemas de los otros, nuestros problemas económicos, nuestras pertenencias personales, nuestras presiones sociales, nuestros compromisos y a continuación, tratemos de levantarla.

Sería imposible, ¿cierto? Ahora vamos más allá, métele a esa mochila tu casa, todos tus muebles, tu carro, tus cosas y todo lo que poseas, ¿Acaso no es una carga sumamente pesada? Bueno, pues en la realidad todo esto lo traemos encima todos los días, sólo que no nos damos cuenta de que está ahí.

Tal vez el enfoque que se le da en la película es un poco limitado, pero la idea es buenísima, son tantas cosas las que tenemos que cargar sobre nuestros hombros que muchas veces no nos damos la oportunidad de avanzar.

Es ahí el porqué el Minimalismo es tan útil en nuestras vidas, cuando empiezas a simplificar, te vas dando cuenta que toda esa carga se aligera de una forma sorprendente, es más fácil cargar una mochila en la cual sólo pones lo que es importante para ti y con la cual te sientes cómodo que con aquella en la que la saturación se vuelve una constante que no te da la oportunidad de disfrutar la vida.

Hay cosas que muchas veces no podemos sacar de nuestra mochila, pues son indispensables, sin embargo, muchas veces acumulamos cosas que realmente no necesitamos y que vamos dejando ahí por si acaso, yo diría que por si acaso mejor la consigas cuando realmente la ocupes, mientras no.

En otras palabras, no hagamos de nuestra vida un lastre, sintámonos en libertad para poder hacer lo que nos plazca, nada nos puede limitar más para alcanzar nuestras metas y objetivos que nosotros mismos, haz una selección consciente de todas aquellas cosas que podrías sacar de tu vida, desde posesiones materiales, compromisos agobiantes (esos de cada sábado a las 9 de la mañana), personas absorbentes (de ese tipo que sólo te traen problemas).

Es decir, elimina aquello de lo que puedes prescindir y que no tiene lugar en tu mochila, aquellos problemas que, aunque tienen solución, son desgastantes y ocupan buena parte de tu energía positiva, esos problemas bien pueden dejar de serlo si tú lo decides así.

Yo siento que mi mochila es cada vez más ligera, pues he dejado de preocuparme por muchas y muchas cosas que reconozco que no puedo cambiar, sin embargo, sé que estarán ahí, las acepto como parte del mundo en el que vivo, pero no las enfrento directamente, sino que les voy encontrando un significado distinto, para que desde mi trinchera las vaya volviendo menos y menos importantes.

Aquello a lo que le restas importancia, lo que ignoras, lo negativo que ocurre, poco a poco desaparece, si en verdad no me afecta entonces ¿Para qué me desgasto?, si me afecta, concentro todas mis energías en erradicarlo, así deben ser las cosas y no hacerme de los problemas del prójimo como propios, sino ayudarlo a encontrar el verdadero camino a darle la valuación correcta.

Vayamos pues depurando nuestra mochila mágica nuevamente, saquemos todo y metamos en ella sólo aquello que nos es indispensable, la vida es un constante cambio y aquello que hoy nos fue útil, tal vez mañana no lo será más, permitamos que todo lo que nos rodea vaya cumpliendo el objeto para el que fueron creados y esto sólo se consigue dejándolos avanzar.

Mi Análisis Realista del día de hoy es: No saturemos nuestra “mochila”, vayamos abriendo espacios para las cosas que son indispensables en nuestra vida y de esta forma podamos crecer diariamente.

Omar Carreño

Si te ha gustado esta entrada, te invito a que recibas Análisis Realista en tu correo electrónico, para suscribirte sólo tienes que dar clic aquí.

Sígueme en Twitter.

Artículos Relacionados

5 Aspectos Fundamentales del Minimalismo

Siete criterios Minimalistas para mejorar tu vida

El lado Positivo del Minimalismo

14 Principios Minimalistas para llevar una vida mejor

Fotografía de Stockvault

8 Comments

  1. Hola Omar,

    Felicidades por la reflexión. No he visto la película pero me ha gustado mucho el enfoque.

    Leyendo tu artículo me ha hecho pensar que esta mochila vacía es como el centro de influencia que todos tenemos.

    Sólo deberíamos meter en esta mochila, en nuestra mente, aquellas cosas que nos interesan y en las que podemos influir de algún modo. Si la ocupamos con las cosas que nos preocupan pero sobre las que no podemos hacer nada, lo único que conseguimos es una mochila muy pesada y un gran círculo de preocupación.

    Hace años que oí lo del centro de preocupación y el centro de influencia, pero realmente ha sido a partir de 2010 cuando conscientemente he empezado a ocuparme de lo que puedo, agrandando mi círculo de influencia y trato de no pensar en lo que no depende de mi, reduciendo mi círculo de preocupación, me estoy convirtiendo en una persona proactiva en lugar de reactiva.

    Omar perdona por la extensión de mi comentario, pero tu artículo ha sido muy inspirador.

    Un saludo,

    Inma.

    • Hola Inma,

      Primero que nada, nunca te disculpes por la extensión de tus comentarios en mi blog, porque sino me voy a sentir mal de los discursos que me aviento en el tuyo, así que para eso son estos espacios.

      Estoy totalmente de acuerdo contigo, me encantaron las teorías de los círculos toda vez que en verdad se les pueden llamar de muchas formas, pero la esencia es que nuestro círculo de influencia es el que nos debe hacer sentir verdaderamente atraídos.

      Considero que cada una de las cosas que hacemos nos permite ir desarrollando nuevos elementos tendientes a lograr un círculo verdadero alejado de lo negativo, y siempre en miras a ser mejores.

      Mil Gracias por tu comentario,

      Saludos,

      Omar Carreño

  2. ¡Hola Omar!

    Es motivador ver como cada uno de nosotros vemos de distinta manera una misma película. En este caso tu optica comparada con la de Isela, la cual la enfocó hacía la cultura laboral tan cambianrte que vivimos.

    Cada uno de nosotros a través de nuestras experiencias, vamos viendo el mundo de manera distinta. Podemos ver los problemas, pero ¿cuantas veces nos fijamos en los resultados que obtenemos?

    Estamos programados en un mundo que nos ofrece una felicidad basada en lo material, en obtener lo que deseamos, no lo que necesitamos y eso es lo que llena tan rapidamente nuestra mochila. Porque tener mucho, implica cuidarlo y darle mantenimiento.

    ¡Abrazos de su camaruchis del norte!

    • ¡Hola Pariente!,

      Definitivamente que lo es, ese enfoque también es interesante, pero me voy más por el sentido que se le da a una vida en la que puedes descargar el peso que normalmente llevas en tus hombros.

      La película en si misma es muy buena, son muchos los enfoques que se le pueden dar, desde esa cuestión laboral, hasta cómo confundir los términos en los que riges tu vida.

      Me parece que lo que dices es sumamente interesante. En más de una ocasión podemos ver problemas donde simplemente no los hay.

      Coincido contigo en que tener mucho, implica cuidarlo y darle mantenimiento, mejor poco, pero tratar de tener lo mejor que podamos, para de esta forma sentirnos realmente satisfechos con este proceso.

      Te mando un gran abrazo,

      Mil Gracias por tu comentario.

      Omar Carreño

  3. Hola Omar!.

    La verdad es que al leer tu post voló mi imaginación y me hizo pensar muchas cosas. Parece mentira, pero es lo que hacemos día a día. Cargarnos de tantas y tantas cosas que en dado momento se vuelve insostenible el asunto. Sabes bien porque te lo comento.

    Creo que en muchas ocasiones debemos de ser concientes y reconocer que necesitamos la ayuda de alguién más para aligerarnos. Para no morir una vez más en el intento.

    Hacerlo es un verdadero reto.

    Recibe un saludo.

  4. Omar,

    Tienes una gran habilidad para poner las cosas desde otra perspectiva, y me ayudaste a darle sentido a la “Teoría de la Mochila Vacía”.

    Cuando ví la película, quizá por la forma como presentan a la vida del protagonista, me quedó la sensación de que los cursos que él daba eran de “filosofía barata” si sabes a lo que me refiero. Incluso cuando se da cuenta que no es su mochila, sino su vida, la que está vacía.

    Te agradezco que me hayas ayudado a entenderlo y a ver esto de una manera diferente.

    Un abrazo,

    Joan

  5. Whole nessito mucha informasion de ese tipo les agrradeseria que me la enviaran soy um papa soltero con mucha nesesidad de salir adelante ya que tengo no una mochila super pesada mas bien la siento como un saco q jamas e podido no dikiera moverlo

  6. Gracias por el enfoque:
    Es muy versatil la aplicación ,y profunda cuando caemos en cuenta que podemos tomar la madeja de un pequeño cabo ,como las posesiones materiales y de ahi se empieza a desenrrollar la forma de alimentarnos, de vestirnos y de relacionarnos…relaciones que ya dejaron de tener un sentido y propósito en nuestra vida y también es necesario depurar…dejar ir.
    Trabajando en cada aspecto,gracias por tu ayuda Omar.
    En contacto Ara Magdaleno

Trackbacks/Pingbacks

  1. Tweets that mention La Teoría de la Mochila Vacía | ANÁLISIS REALISTA | Productividad y minimalismo -- Topsy.com - [...] This post was mentioned on Twitter by Silvia Herant, Omar Carreño Robles. Omar Carreño Robles said: Hoy en Análisis…

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *