Pages Navigation Menu

La productividad y tu poder para tomar decisiones

Niño haciendo tarea

Uno de los aspectos más relevantes para notar cambios sustanciales en nuestra productividad personal, radica en el momento en que tomamos decisiones.

Y es que es tan claro como lo que me acaba de ocurrir hace cinco minutos, ya que una vez que había prendido la laptop y había dispuesto todo el escenario para ponerme a escribir este artículo, de pronto me encontré con el iPhone en la mano volteado de risa con las publicaciones del Facebook.

Así de fácil perdemos nuestra concentración y nuestro impulso productivo, por una simple y sencilla decisión.

Mi punto es que por más que nos esforcemos en aprender técnicas que nos ayuden a ejecutar mejor nuestras tareas he notado que las pequeñas y más insignificantes decisiones que tomamos pueden cambiar por completo el rumbo de las acciones que debemos ejecutar.

En la era del conocimiento, como atinadamente la ha definido el maestro José Miguel Bolivar, ya no estamos ejecutando acciones en serie, sino que ahora el trabajo corre sobre tareas especializadas que requieren acciones específicas y muy diversas para alcanzar los resultados que se nos plantean.

Es por esto que nuestras decisiones deben ir perfectamente enfocadas a los objetivos que tenemos previamente establecidos y el intentar planificar un día resulta en una misión imposible porque estamos expuestos a cambios inesperados que nos impiden llevar a cabo todas las actividades que pudimos haber planificado.

Entonces viene el interesante proceso de tomar las decisiones más adecuadas para alcanzar resultados significativos.

En este sentido, cada pequeña decisión que tomes puede cambiar el rumbo de tu día y la forma en la que lo enfrentas, en mi ejemplo, el simple hecho de observar el Facebook en el teléfono me pudo haber representado perder aproximadamente entre 20 y 30 minutos, sin embargo me di cuenta a tiempo, pero eso mismo pasa con todo, las comunicaciones en Whatsapp, el correo electrónico, las noticias, etc.

La eficacia de tu sistema de productividad personal, la posibilidad de dar mejores resultados, está directamente relacionada con la facultad que tienes de elegir lo que puedes hacer en cada momento de tu día, es decir, no esperes terminar el gran proyecto que traes entre manos, si no te enfocas directamente en aquello que tienes que hacer.

Para lograrlo alguna de las ideas que más me han funcionado son:

Primera, sé constante:

La Lucha que enfrentas es contigo mismo, así que no esperes obtener resultados desde el primer momento, si te encuentras haciendo cosas que no tienen que ver con tu objetivo, vuelve a retomar el rumbo, y después vuelve a hacerlo otra vez y así hasta que consigas enfocarte plenamente.

Segunda, lleva el registro de tus próximas acciones:

Así trabajes con GTD, con  Autofocus o simplemente te acoplas a un sistema de listas, mantente siempre enfocado en lo que sabes que son tus pendientes, revisa constantemente tus listas y mantenlas actualizadas, de esta forma siempre tendrás claro lo que debes hacer y no estarás navegando sin rumbo.

Tercera, sé flexible:

Una de las cosas que normalmente nos pasa y por lo que creemos que los sistemas productivos no funcionan es porque normalmente nos encontramos incurriendo en  nuestros mismos vicios una y otra vez, pues bien, mi idea es que no te desesperes y nuevamente regreses a lo que es importante, si empiezas a estresarte entonces vas a creer que el que no sirve es tu sistema, por lo que debes ir poco a poco.

Cuarta, ataca lo importante:

No te engañes, sabes perfectamente que hacer el reporte mensual es mucho más complicado y fastidioso que ponerte a pagar tus tarjetas, sin embargo, si el tiempo lo permite, empieza siempre por lo más difícil, esto te va a dar la posibilidad de lograr que las cosas fluyan mucho mejor y que te sientas mejor al terminar, así que no te confundas, tienes que hacer lo que tienes que hacer.

Quinta, piensa en la recompensa:

Debes saber que las decisiones que tomes estarán íntimamente ligadas a lo que irá ocurriendo contigo y con tu vida, en ese sentido, piensa con una perspectiva hacia el futuro, enfócate claramente en lo que constituyen tus objetivos de vida y en lo que realmente es importante para ti.

Mi Análisis Realista del día de hoy es: Logra que tus decisiones de vida se enfoquen siempre en hacer aquello que efectivamente tienes que hacer y lo que es relevante para ti, no te permitas perder el tiempo en cosas sin importancia, porque cada decisión que tomes puede hacer un efecto dominó que mermará completamente tu productividad.

Omar Carreño

Sígueme en Twitter:@OmarBlogAR

Conoce mi nueva página de Facebook: bloganalisisrealista

Publicidad #SoyProductivo

 

 

Artículos Relacionados

Mi método para preparar objetivos anuales

5 claves para mantener el enfoque y alcanzar tus metas

Estrategias para controlar al acumulador que llevas dentro 

Un regalo para 2015: Inspiración

La necesidad de sentirse importante

Fotografía   de Stock.XCHNG

 

4 Comments

  1. Creo en importancia de apostar en uno mismo y salir con la bandera bien puesta creyendote el mejor en lo que hagas.
    Como lo hacemos_ plantendonos y escribiendo nuestras metas, enfocandonos y renovandonos para obtener resultados diferentes.
    Estoy de acuerdo que el exito no llega solo, que debe existir esa pasion por lo que haces y perseverar hasta lograr lo que deseas, rompiendo con todos tus temores.

  2. Estoy de acuerdo tenemos que enfocar nuestra energía a las metas que nos establezcamos.

  3. Ciertamente hay decisiones que en la vida cotidiana tomamos sin ser planificadas, pero nos ayudan para bien o para mal.
    Desde mi punto de vista, creo que es muy recurrente que el ser humano inconscientemente o por inercia tome decisiones que no estén ligadas al objetivo, pero que pueden ser corregibles para cumplir tal propósito.
    En mi opinión tanto las decisiones planificadas como las espontaneas te guían hacia un objetivo, tal vez no sea el esperado, pero de una manera u otra satisfacerá tu necesidad.

  4. Si es importante tener las ideas bien ordenadas. Tener metas, proyectos, expectativas, de quién eres y hacia donde quieres llegar, todo depende de tu dedicación y empeño, a pesar de todos los obstáculos que se te presentamos, en este largo viaje. Animate a ser mejor cada y cambiar para mejorar

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *