Pages Navigation Menu

Hazlo más no te quejes

Recuerdo que cuando éramos niños muchas veces nos decían: “¡Ándenles háganlo, pero después no estén llorando!” Y ahí íbamos mi hermano y yo a hacer alguna tontería y “¡Sopas!” algo pasaba y nos aplicábamos el apoyo mutuo de “Ya, ya, ya no pasa nada, ahorita lo arreglamos vas a ver”.

Bueno a lo largo de los años sigue uno creciendo e inconscientemente seguimos haciendo cosas de las cuales sabemos que el resultado no será el más favorable pero ni modo ahí vamos, es parte de la experiencia y el aprendizaje, pero lo más importante es no quejarnos de lo que hacemos.

Uno va adquiriendo mayor conciencia de sus actos conforme va creciendo, recuerdo aquellas palabras claves en cualquier situación: “si haces esto te puede pasar aquello”, eso ya lo sabemos, todo lleva un inicio, un desarrollo y un final. Lo que no nos podemos permitir, es que previendo que algunas cosas tienen consecuencias las hagamos y después nos sentemos a decir “¿Porqué me pasa esto a mí?”

Está el caso de la persona que se la pasa gastando en cada oportunidad que tiene el dinero de su quincena para comprar cosas innecesarias y al final de la misma solo le escuchas el clásico: “es que NO me alcanza nunca el dinero, es que la CRISIS, es que los SUELDOS”; es mejor decir “Es que gasté mucho en puras tarugadas”. Poco a poco estoy aprendiendo este sistema.

Hace tiempo, cuando me iba de antro con mi compadre, el aspirante a australiano, al siguiente día le decía: “¡Cuánto gasté, pero qué bien me la pasé!” Era como mi frase de batalla, ni modo, la denominada cruda moral me pegaba bastante fuerte y era mi forma de “quejarme” de lo que veía como un gasto innecesario pero muy bien realizado.

Cuando cometemos un error, aunque podamos conocer previamente el resultado, lo único que nos queda es afrontar las consecuencias de nuestros actos, no podemos vivir quejándonos completamente de lo que hacemos, debemos aprender a reconocer que todo en esta vida es parte de un proceso en el cual cada quien va forjando su propio destino y todo, todo tiene una consecuencia.

Considero que lo importante es poder canalizar nuestros actos día con día a efecto de reconocer que estos pueden ser positivos, que debemos cumplir lo que prometemos, ser congruentes con lo que decimos, pagar lo que debemos, hacer lo que tenemos y creer en lo que queramos, así podemos evitar situaciones que nos lleven a situaciones negativas y mantendremos un cúmulo de experiencias que nos permitan disfrutar más de la vida.

Mi Análisis Realista del día de hoy es: Antes de hacer un balance negativo de las cosas que nos ocurren debemos ver toda la perspectiva y analizar detalladamente lo que hicimos para llegar a la situación en la que nos encontramos, ya lo he dicho previamente quejarse no trae nada bueno, aceptemos las consecuencias de nuestros actos.

OC

4 Comments

  1. ¡Hola Omar!

    ¿Cómo que no debemos de quejarnos? ¿A quiém le vamo a hechar la culpa entonces?

    Una muestra de verdadera madurez es reconocer los errores y trabajar para corregirlos, de otra manera solo somos unos niñitos llorones que quieren que los demás les arreglen su mundo. Gracias por la pedrada, que buena falta nos llega a hacer.

    ¡Saludos desde la costa del Pacífico!

    • Mi querido Ra,

      Jamás pedrada amigo, al contrario, creo que tú eres de esas personas que están conscientes de cómo se deben hacer las cosas, de hecho cómo te lo he expresado eres un verdadero guía para muchos de nosotros, así que sigue siempre así.

      La madurez precisamente se va adquiriendo con el tiempo y del andar del día con día, viviendo las experiencia y aprendiendo de los errores, y no es hasta que te enfrentas a la vida, cuando realmente te das cuenta de todo lo que esta conlleva.

      Saludos mi amigo.

      OC

  2. Primo,

    Uno aprende de la Tercera Ley de Newton, la cual nos habla de acción=reacción, eso nos pasa muy seguido al tomar decisiones, si no son las más adecuadas.

    Como nos explicaste, cuando somos pequeños realizamos acciones, las cuales no son las más correctas y vamos aprendiendo las consecuencias. No existe la perfección y podemos fallar. Es parte de la enseñanza diaria.

    El quejarnos eternamente no nos ayudará a salir adelante, pero si tenemos la disposición de no repetir esos errores, la vida la podremos vivir plenamente.

    También es de suma importancia saber escuchar los consejos de los amigos y personas que nos quieren y aprecian, ellos siempre buscaran evitarnos algún sufrimiento o por su experiencia, prevenirnos ante una mala decisión.

    Hay que afrontar las consecuencias de nuestros actos, solo así podremos mejorar como seres humanos.

    Saludos

    AD

    • Hola Prima,

      Exactamente esta tercera Ley de Newton y la forma como nos va llevando de la mano a efecto de darnos cuenta siempre de toda la ambigüedad que tiene la vida, y por eso hay que ser responsables de los que hacemos y no darnos de topes después de lo que hicimos y no teníamos que hacer.

      Siempre hay soluciones a todo lo que hacemos, no es factible dejar pasar nuestros errores como algo que no se pueda resolver y menos no responsabilizarnos por estos.

      Saludos prima y mil Gracias por tu comentario

      OC

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>