Pages Navigation Menu

Gestionando mis propias interrupciones

 Gota

Originalmente este artículo se iba a denominar: “¡Que me dejes continuar!” Pero sentí que se iba a prestar a malas interpretaciones, así que he aquí que pueden darle también esa connotación

¿Les ha ocurrido que están enfrascados en una actividad que consideran importante pero hay algo dentro de ustedes que no les permite continuar? ¿Una pequeña voz interna que les pide hacer otra actividad? Bueno este post nació justamente porque acabo de vivir un momento así y quise compartirlo con ustedes porque precisamente es algo que merma nuestra concentración lo cual es fundamental para nuestra vida productiva.

Estaba redactando unos informes y entonces la vocecita me recordaba que tenía que actualizar mi control de gastos, ya lo había anotado, era un pendiente programado como una tarea clave para ese día, sin embargo la vocecita con nada se callaba, era como una gota cayendo de un grifo constantemente.

Así que decidí suspender momentáneamente la elaboración del informe y me puse a actualizar mi control de gastos, una vez hecho esto pude retomar mi actividad sin ningún problema y concluí ya con más tranquilidad.

¿Está bien que nos ocurra esto? La verdad es que no, pero a la vez me preguntó ¿Pasa algo si suspendo y termino lo que mi cerebro está ansioso por completar? Tampoco y trato de justificar este actuar de mi mente en cuanto a que los datos que mi cerebro quería recordar para registrar en dicho control eran importantes y podía irse algo que después necesitara.

La razón de ser de todo esto es que hay tareas que requieren de nuestra absoluta concentración, podemos eliminar todas las interrupciones, eliminar el internet, quitar el ruido externo, pero ¿qué ocurre con el ruido interno? Nada se puede hacer contra el sonido de nuestra voz interior, ésta siempre se encuentra despierta.

Honestamente creo que hay momentos en que debemos aprender a ser flexibles con nosotros mismos y saber cómo acallar esas vocecitas que de repente se pueden convertir en un verdadero tormento que no te permita avanzar. Se trata de aprovechar la inercia, dedicarle su justo tiempo y continuar con lo que teníamos programado. No ocurre nada, solo que trabajaremos mejor.

La verdad de las cosas es que como su nombre lo indica la productividad es personal y debemos saber gestionarla lo mejor posible, ser conscientes de que mientras vayamos obteniendo resultados esto es lo más importante y el orden de los factores no altera el producto.

Mi Análisis Realista del día de hoy es: Aprender a gestionar adecuadamente nuestras tareas con base en un criterio de flexibilidad y lógica racional nos permite atender mejor todas las esferas que nos interesan y del mismo modo lograr la obtención de resultados.

Omar Carreño

Conoce mi nuevo libro ”CAMINO AL MINIMALISMO” solo tienes que dar clic aquí.

 

Si te ha gustado esta entrada, te invito a que recibas Análisis Realista en tu correo electrónico, para suscribirte sólo tienes que dar clic aquí.

Sígueme en Twitter:@OmarBlogAR

Artículos Relacionados

¿De qué me ha servido realmente la Productividad Personal?

 Sistema para elaborar listas de tareas o acciones 

 Mi aplicación de Autofocus como sistema de Productividad

 

Fotografía   de Stock.XCHNG

 

 

 

 

2 Comments

  1. Interesante experiencia, Omar. En mi opinión, si utilizas GTD correctamente, no debería ser necesario abandonar una tarea a medio hacer. Temo que lo que te pasó es que no te tomaste el tiempo necesario para hacer una buena elección de la que debía ser tu siguiente próxima acción. Al ponerte a trabajar en algo que no era lo que tenías que estar haciendo, tu “vocecita” mental empezó a reclamar atención. Hasta que finalmente tomaste la decisión correcta: actualizar tu control de gastos.

    De nuevo sale a colación la necesidad de reflexionar antes de hacer. Algo en lo que, lamentablemente, todos fallamos muchas veces, lo reconozco. :-)

    • Que bueno ver de nuevo a Jerónimo en acción… eres un buen escritor sobre GTD…. ya me di la vuelta por tu Blog y vi la nueva entrada…. Bienvenido!

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>